domingo, 31 de julio de 2011

Over the Rainbow

"A veces vivir entre la gente es sentirse como una hoja zarandeada; por eso sobreviene la necesidad de aislarse y empezar a soñar" (Cèsare Pavese)

Over the rainbow, cuya música es de Harold Arlen y la letra de E.Y. Harburg, es una de las más famosas canciones de finales de la década de los 30 y ha sido versionada por algunos de los más grandes músicos de la historia. Hace años, 7 creo, Jesús se tomó la molestia de recopilar nada más y nada menos que 74 versiones de la canción, de las 133 que recoge Wiquipedia. Las escuchaba en el coche y ninguna me parecía igual. 
Over the rainbow (en castellano, "Sobre el arcoiris"), es el tema más recordado de la película de 1939, El mago de Oz, un clásico esencial, desde mi punto de vista la mejor película infantil de todos los tiempos, la aventura más inolvidable.
La película, convertida con el paso del tiempo en un elemento en la iconografía gay, se basa en la novela de L. Frank Baum, una lectura infantil obligatoria en Estados Unidos, a quien la productora pagó 75.000 dólares por los derechos de su libro. En el guión participaron docena y media de escritores, entre ellos Arthur Freed y el mismísimo Herman Mankiewitz, el guionista de "Ciudadano Kane". 
La canción, especialmente escrita para Judy Garland, ha sido considerada en numerosas ocasiones como una de las más grandes del siglo XX, aunque se dice que casi fue eliminada del filme porque se consideraba que disminuía el ritmo de la película, pues la mayoría de la música en la misma es más energética, en contraste con esta suave melodía. Todo el filme tiene frecuentes referencias instrumentales a la canción, incluida la secuencia inicial. Parte de la canción fue cortada de la película. Había un verso adicional, cuando el personaje Dorothy estaba encerrado en un cuarto del castillo de la bruja, esperando la muerte. Una grabación de un ensayo sobrevivió y fue incluida en una edición de lujo.
Posteriormente, la canción acompañaría a la actriz durante toda su vida: en todas sus apariciones públicas se le pedía que la cantara.

Garland escribió sobre esta canción a Arlen:
"'Over the rainbow se ha convertido en parte de mi vida. Simboliza tan bien los deseos y sueños de la gente que estoy segura de que ése es el motivo por el que la gente llora cuando la oye. La he cantado cientos de veces y sigue siendo la canción que llevo más cerca del corazón."
Las consultas de psicólogos, psiquiatras, curanderos, gurús y hechizeros de todo tipo están llenas de personas insatisfechas con su vida que necesitan pasear por el arco iris.

Me ha costado muchísimo decidirme por unas versiones en lugar de otras. La de Aretha Franklin o la de Ray Charles me parecen sublimes





Pero hay otras versiones con personalidad propia como la de Israel Kamakawiwo





La fallecida Eva Cassidy, la cantante que nunca quiso serlo, le da un toque mágico convirtiéndola en algo intenso.




Esta versión del saxofonista Ben Webster tiene un aire nocturno indiscutible.





En algún lugar sobre el arcoiris
muy, muy alto…
hay una tierra de la escuché hablar
en una canción de cuna.

En algún lugar sobre el arcoiris,
los cielos son azules
y los sueños que te atreves a soñar
se vuelven realidad.

Algún día pediré un deseo a una estrella
y despertaré muy lejos de las nubes
dejándolas atrás,
donde los problemas son como gotas de limón
lejos, muy por encima de las chimeneas,
ahí es donde me encontrarás.

En algún lugar sobre el arcoiris
vuelan pájaros celestes.
Los pájaros vuelan por encima del arcoiris,
entonces, ¿por yo no podría?

Si los pájaros vuelan alegremente
más allá del arcoiris…
¿Por qué yo no podría?

domingo, 24 de julio de 2011

Amy Winehouse

La voz rota y melancólica del soul británico se quebró para siempre

El mundo de la música está conmocionado por la muerte de Amy Winehouse, que hoy ha protagonizado las portadas de todos los periódicos. Incluso, como dice mi hijo, el MARCA, un diario deportivo habló de ello (el verano que trae pocas noticias con las que rellenar las páginas de los rotativos). Amy ha engrosado la lista del club maldito de los 27 y, seguramente en estos momentos, estará junto a  Jim Mórrison, Jimi Hendrix, Janis Joplin, Kurt Kobain, Robert Johnson y Brian Jones (uno de los miembros originales de los Rolling Stones) buscando semblanzas y diferencias a sus 27 años de turbulenta vida.

No faltan, como siempre ocurre, los moralistas que hacen escarnio de la noticia. Más de
un video con su patética actuación en Belgrado el pasado mes de junio corre por ahí. Pero su muerte que no sorprende a sus fans pues desde hacía tiempo se especulaba con este momento. De hecho, ya en 2008, una página web invitaba a participar en una apuesta para adivinar el día y la hora del fallecimiento de la cantante. El premio, un iPod. Además, la página ofrecía la posibilidad de enviar las condolencias por adelantado. Y es que las constantes y lamentables actuaciones protagonizadas por Amy Winehouse hacían presagiar el temprano final. 


Está claro que las drogas matan y que ella, evidentemente, descendió a los infiernos muchas veces. Por eso se había sometido a varias curas de desintoxicación en los últimos años. Llevó una vida atormentada, es verdad.  Seguramente no supo gestionar bien su éxito ni su fama y conoció, por ello, el lado peligroso de la vida y las zonas más oscuras. Después de leer casi todo lo que se ha publicado sobre ella, desde su muerte (y antes) parece que su vida fue todo escándalo, dolor y sufrimiento. Pero hay otra cara de Amy Winehouse.


A mi, por ejemplo me parece admirable que una niña de 13 años empezara a escribir sus propios temas.Debutó en el panorama musical en el año 2003 con su álbum “Frank”. Este trabajo le valió una nominación en los Premios Mercury Music y un Ivor Novello Award en 2004, por su single Stronger than Me. Amy saltó al estrellato tras arrasar en la edición 2008 de los premios Grammy, donde fue galardonada con cinco premios por su segundo álbum “Back to Black” (2006) y el single revelación Rehab. A la Mejor Grabación, Mejor Canción del Año (ambos por Rehab), Artista Revelación, Álbum de Pop Vocal y Mejor Artista de Pop Vocal.

Nunca un disco en los últimos años había prometido tanto como “Back to Black”, una mezcla de jazz, pop, soul y rhythm and blues. Una versión moderna de Billie Holliday o Etta James que de haber seguido por otro camino nos habría dejado una imparable lista de éxitos que nunca conoceremos y jamás podremos escuchar.

Aunque su vida fue breve, Amy supone un antes y un después en el mundo del blues y del soul, géneros que estaban destinados a la desaparición por inanición en sus formas más puras, siendo presa constante de combinaciones con el rock, el pop y hasta el reaguetton. Sus emotivas y refrescantes canciones, con su maravillosa voz soul, siempre nos recordarán que como muchas personas con problemas, supo resaltar en su música sus propias vivencias y las de otros. Nos dejó maravillosas canciones que quedarán en la historia de la música de todos los tiempos.

La selección que he hecho de sus canciones es muy particular, lo sé, pero son los temas que más me gustan de ella.








La muerte es un precio demasiado alto para conseguir el reconocimiento final de todo el mundo.

sábado, 16 de julio de 2011

Jonh Denver

"La música acerca a la gente, nos permite experimentar las mismas emociones. La gente es la misma, en corazón y espíritu, en cualquier lugar. No importa qué lenguaje hablemos, de qué color seamos, nuestra ideología política o nuestra forma de expresar el amor o la fe. La música prueba que todos somos iguales"


Esta noche de sábado veraniego os propongo un verdadero recital de un hombre que fue un modelo de coherencia con sus ideas, y que tenía una de las voces más limpias y hermosas que ha habido, con un prodigioso talento para reflejar toda la belleza salvaje de las montañas Rocosas, que eran su pasión y su inspiración: John Denver, un cantante country, compositor, músico y actor estadounidense. 
Su estilo suave de interpretación del country-folk basado en un profundo amor por la naturaleza lo establecieron como uno de los cantantes más queridos por el público norteamericano. Su presencia limpia e inocente le llevó a acumular admiradores de todas las edades y le abrió las puertas a la actuación y a la acción humanitaria. Sus temas reflejan claramente la conciencia de un hombre preocupado, trabajando para mejorar la calidad de vida para todo el mundo, mediombiental, social y políticamente. 

El primer tema de esta noche es una canción que siempre me hizo sentir bien, quizás porque cuando la escuché por primera vez era una “enana” (posiblemente mental), y que me trae siempre muchos recuerdos. Recuerdos que a veces pesan tanto que se necesita la carga del paso del tiempo para bajar su concentración de pH emocional.

Take Me Home, Country Roads además de ser uno de los éxitos de John Denver es considerado uno de los símbolos representativos de West Virginia, y es la canción tema de su Universidad. Inolvidable, un auténtico himno que destila autenticidad, imperecedero en el tiempo.




La historia de Annie's song lanzada como single en Junio de 1974 y posteriormente incluida dentro del disco “Back home again”, es muy particular ya que es un poema escrito por John para su futura esposa, Ann Martell. Esta preciosa balada fue la segunda canción de Denver en llegar al número 1 del Billboard Hot 100, donde estuvo posicionada por casi dos semanas en julio de 1974.




Cualquiera que hubiera seguido un poco la trayectoria de Jonh Denver sabe que ha habido pocos artistas tan enormemente comprometidos con la Naturaleza en su vida cotidiana y en su profesión como él. Sus composiciones, siempre inspiradas por las maravillas de la Naturaleza o el amor, lo convirtieron en un defensor de la vida natural, orgulloso exponente de la música country y folk americana. Sus canciones y su magnífica voz supieron captar como nadie esa Naturaleza indómita y las mejores emociones humanas.




Denver, aceptó ser miembro de la Comisión Presidencial contra el Hambre y fue uno de los cinco fundadores del “The Hunger Project” una organización dedicada al crecimiento sostenible y el hambre crónica en el mundo. También formó parte de una delegación para analizar la situación, y visitó diversos países africanos devastados por la sequía y la hambruna como representante de el “Hunger Project” y UNICEF”.
Por su incansable esfuerzo y dedicación, le fue concedido el Premio Presidencial “World Without Hunger” (Mundo sin hambre). También recibió el reconocimiento de muchos gobiernos por sus conciertos en beneficio de problemas del hambre en el mundo. Otras causas que John apoyaba incluyen “The National Wildlife Federation”, Save the Children” “The Cousteau Society”, “Friends of the Earth”, “The Human Dolphin Foundation”; sólo son algunas.




Su compromiso le lleva a establecer la “Windstar Foundation” un centro de investigación y educación medioambiental sin afán de lucro, co-fundada por John en 1976. Windstar trabaja para promover una aproximación desde todos los ambitos dirigida a temas globales, inspirando a los individuos a reconocerse a sí mismos como una parte integral y vital del mundo que les rodea y a trabajar para el desarrollo sostenible en el planeta.
  



El más remarcable de todos los proyectos filantrópicos de Denver comenzó al fundar “Plant-it 2000” una importante fundación medioambiental que anima a la gente de todo el mundo a plantar tantos árboles autóctonos como sea posible. Este proyecto de reforestación está dirigido a animar a todos los ciudadanos a reconocer la necesidad de contrarrestar la gran deforestación que está sufriendo el planeta. “Plant it 2000” se encontró con una respuesta inmediata por parte de todo el mundo, incluyendo grandes fundaciones, empresas e instituciones. Han conseguido plantar casi un millón y medio de árboles desde su creación en 1992.





Alaska and Me. La última frontera natural. La lejana e inmensa Alaska. Por la que colaboró activamente en la defensa de la conservación de su vida salvaje





En este vídeo recuerda al magnífico oceanógrafo francés Jacques Ives Cousteau, uno de los más grandes defensores de los océanos y el medio ambiente:





Un tributo al viento.





Perhaps Love (Quizás sea Amor) es una de las más bellas canciones de amor que nunca se han hecho.




En esta versión quizás sea de las primeras veces que Plácido Domingo cantaba con alguien que no fuera español ni ópera ni zarzuela. Casi de las primeras incursiones del tenor en el mundo de la música contemporánea, y no dentro de la clásica, como era lo habitual en él.




Eagles and Horses. El mundo de dos animales fundamentales en la historia americana.





Pero no sólo la música apasionaba a este músico oriundo de Roswell. Tenía un pasatiempo que lo volvía loco: volar. Denver gustaba pilotar aviones para poder relajarse después de tantas giras y poder ver el mundo desde las alturas. El cantante era hijo de un piloto militar y, a su vez, un experto piloto acrobático con amplios conocimientos de mecánica. Esa sensación de que volar era un escape de los cotidiano y lo rutinario estuvo muy presente también en sus canciones, como en su primer éxito Leaving, on a jet plane.  Luego Denver escribió una pieza musical que habla sobre la nostalgia de los viejos momentos y el deseo de no vivir nunca en soledad para no caer en profundas depresiones. Esa canción se llamó Fly Away.  Fue lanzada como single en Noviembre de 1975 y que estaba incluida en su famoso LP Windsong , publicado el mismo año.





Un 12 de octubre de 1997 nos impactó la noticia de que Denver había muerto en un accidente aéreo cerca de Pacific Grove, California. Su pasión por volar hizo que encontrara la muerte cuando pilotaba un avión experimental de fibra de vidrio, el Rutan Long-EZ, cerca de las costas del Océano Pacífico. El avión no llevaba el combustible suficiente en su tanque principal al momento de despegar  


Cuando el músico intentó buscar el tanque de repuesto cayó en el Océano poniendo fin a una vida plagada de éxitos musicales, premios y luchas pero dejando para siempre su música como un legado histórico: más de una veintena de discos y algunas de las canciones más versionadas de la historia de la música estadounidense.


“Veo más claramente ahora lo que puede hacer sobre las necesidades de la Tierra, y veo lo que se necesita mientras vivo mi vida, diariamente, reverentemente, diciendo: No hagas daño, porque estamos aquí todos juntos, no tú o yo, sino tú y yo”



sábado, 9 de julio de 2011

Facundo Cabral

“Tienes el poder para ser libre en este mismo momento. El poder está siempre en el presente porqué toda la vida está en cada instante”

La noticia leída en El País sobre el asesinato en Guatemala del cantante, compositor, escritor y dibujante argentino Facundo Cabral  es de ésas que me dejan consternada, por atroz, por vil, por inesperada, por el mensaje que lleva implícito. Algunos dicen que fue un atentado programado. Otros, que estaba en el lugar equivocado. Yo estoy más cerca de creer lo que dice su amiga Rigoberta Menchú: la izquierda latinoamericana está siendo avisada de nuevo. El caso es que le alcanzó una bala, o más, porque las informaciones aún son confusas.

“Que no te confundan unos pocos homicidas y suicidas. El bien es mayoría pero no se nota porque es silencioso. Una bomba hace más ruido que una caricia, pero por cada bomba que le destruya hay millones de caricias que alimentan a la vida”, dijo. Sin embargo, día tras día siento con más fuerza que la bestia se despereza y sale de su letargo.

Facundo fue un trovador de nuestros días que dejaba fluir espontáneamente sus pensamientos y sentimientos, que nos hablaba al oído de los sueños y del amor. Sus actuaciones eran noches de poesía y filosofía revestidas de música, anécdotas e historias. Esta es su vida según sus propias palabras a modo de monólogo:

“Facundo Cabral nació en un puerto argentino en mil novecientos treinta y siete, y desde que aprendió a caminar no se detuvo jamás. Cuando se fue de su casa, niño aún, su madre lo acompañó a la estación y, cuando se subió al tren, le dijo: éste es el segundo y último regalo que puedo hacerte; el primero fue darte la vida, el segundo libertad para vivirla. Y Facundo cuidó de esa libertad como nadie, por eso es uno de los pocos hombres independientes que anda por este planeta, un lobo estepario que pasa por las ciudades para excitar a la gente. Con los años, y casi todo el mundo recorrido, su fuego ganó en calidad porque antes quemaba y ahora ilumina, tanto, que muchos dejan las drogas o la idea del suicidio después de escucharlo. Nunca se detuvo en ningún lugar, ni en la fama que, dice, "es asunto de los demás, no mío, porque yo vivo, no vivo ni con ella ni por ella; la fama es un bullicio que sucede fuera de mí”

Tenía un sentido del humor excepcional. He capturado este monólogo de Youtube pero podría haber compartido muchos otros.





Facundo forjó una carrera musical que navegó entre la canción protesta, el compromiso social y la reflexión espiritual, con decenas de éxitos que le llevaron a recorrer los escenarios del mundo.
En 1996, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) declaró a Cabral "Mensajero Mundial de la Paz" por su constante llamamiento a la paz y al amor.
Su gran amigo el cantante y poeta Alberto Cortez con el que grabó “No soy de aquí, ni soy de allá” ha declarado con tristeza y desolación: “Lo recuerdo como un buen amigo, que de pronto se volvió místico. Ese misticismo lo transmitía a la gente, y la gente lo aceptaba con muchísimo gusto”
Facundo Cabral, el último trovador argentino, el escritor de buena fe, había hecho las maletas y estaba en el coche camino del aeropuerto. Tenía previstas varias actuaciones en Nicaragua para después volver a casa, a Buenos Aires. Llegará pero será tarde y estará muerto víctima a los 74 años de aquello que siempre rechazó: Ambición, odio y violencia.

"Nacemos para vivir, por eso, el capital más importante que tenemos es el tiempo. Es tan corto nuestro paso por este planeta que es una pésima idea no gozar cada paso y cada instante, con el favor de una mente que no tiene límites y un corazón que puede amar mucho más de lo que suponemos"




“En la tranquilidad hay salud, como plenitud, dentro de uno. Perdónate, acéptate, reconócete y ámate. Recuerda que tienes que vivir contigo mismo por la eternidad”





Jesús Quintero, El Loco de la Colina, le entrevistó hace unos años.





“Borra el pasado para no repetirlo, para no tratarte como te trataron ellos; pero no los culpes, porque nadie puede enseñar lo que no sabe, perdónalos y te liberarás de esas cadenas” No es fácil, querido Facundo. No lo es.

sábado, 2 de julio de 2011

Antonio Serrano

La armónica que no cesa

Por fin este espacio nocturno y alevoso está consiguiendo uno de los objetivos para el que fue creado: ser un lugar de intercambio de piezas musicales, de aportaciones personales que por un motivo u otro nos llegan y creemos que también le pueden interesar a quien está al otro lado de la pantalla.
Desde hace un tiempo, varias han sido las personas que han compartio conmigo sus gustos musicales. Unas propuestas que me han encantado y provocado esa curiosidad adictiva que hace subir la adrenalina cuanto más y más conoces del artista, en una espiral sin fin. Una de esas personas ha sido Marian Santiago, "amiga facebookera" a la que me une un montón de intereses, ideales y luchas que me invitó a escuchar atentamente a alguien desconocido para mí: Antonio SerranoEste post se lo dedico a ella. Suya es la selección de temas. ¡Gracias, Marian!

“Me considero un buscador de los sonidos bellos, y allí donde encuentro armonía, descanso y observo, aprendo, hasta que vuelvo a sentirme con fuerzas para seguir en la búsqueda, que espero, nunca se acabe". 

Como podéis ver, Antonio Serrano tiene las ideas claras. La música es su vida, la armónica su instrumento y las melodías sus armas para emocionar ¿La armónica? Sí, sí. La armónica. Cuando me lo comentó Marian lo asocié al instante al blues, al country y a un poco de rock. Sin embargo, la música de Antonio Serrano se nutre de dos fuentes: el jazz y el flamenco.

La originalidad en el sonido de su instrumento, su virtuosismo, su capacidad de improvisación y su versatilidad para abordar cualquier estilo musical e interpretarlo con su especial delicadeza y elegancia, le ha llevado a colaborar como músico de sesión en discos y proyectos de diversos autores: Pedro Guerra, Joaquin Sabina, Estopa, Ana Belen, Maita Vendecá, Presuntos Implicados, Homenaje a Juan Manuel Serrat, Homenaje a Antonio Flores, Germán Coppini, Ella Baila Sola... compartiendo su música con los grandes instrumentistas de la actualidad. Fijaros cómo su armónica se cuela sigilosamente entre los otros instrumentos




Rompiendo con la raiz y la profunda voz de su instrumento, en los últimos años, Antonio ha ido incursionando en el mundo del flamenco y su armónica se ha oído al lado de Montse Cortés, del Guadiana, de Enrique Morente hasta llegar a Paco de Lucía.
 “Al trabajar con Paco de Lucía he descubierto la profundidad el flamenco” aseguró en esta entrevista





El arte de Antonio Serrano rompe moldes de forma casi casual e inconsciente. Su disco "En el Central" grabado en directo en el Café Central de Madrid con el trio de Joshua Edelman tuvo una extraordinaria acogida por la crítica especializada en Jazz



Mi aportación particular
Todo ese bagaje, unido a su pasión por la música argentina, y más concretamente por el mundo de Astor Piazzolla, le llevó en 2007 a grabar “Armonitango” un crisol de sensaciones en el que su armónica se disfraza de bandoneón para hacernos llegar el espíritu de Astor en forma de bulerías, de tanguillo y de rumba.

Partiendo de un repertorio íntegramente formado por clásicos del maestro argentino, Antonio encontró un vínculo de unión entre las músicas que le han enriquecido a lo largo de su vida: De Piazzolla las melodías, del flamenco la rítmica y del jazz los arreglos armónicos.
Su armónica suena en este tema con una rítmica y una emoción impredecible mientras va desnudando su alma.



Este es Antonio Serrano para disfrute de todo aquel que quiera conocerlo. Sin levantar demasiado polvo, lejos de los circuitos estrictamente comerciales; donde seguramente él quiere estar. Arropado siempre por la calidad y el compromiso de su música y esos buenos compañeros que, con su profesionalidad, se prestan a unas propuestas ricas en sonoridad y sentimiento. Creativo y seguro sigue ahí, en ese espacio fuera de "catálogo oficial". Eso sí, con la posibilidad latente de que podamos abrir esas otras páginas no tan conocidas y, un día cualquiera, descubrirlo. Como me ha pasado a mí.